martes, 15 de noviembre de 2016

Tu Eres el Mundo


Todo y todos estamos conectados. Somos Seres Energéticos en interacción los unos con los otros y con el Universo. Nosotros creamos el Mundo porque pertenecemos a él. Debemos respetar y amar todo y a todos, porque todo es Dios y nosotros somos uno con Dios.

Cuando nacemos todo nos llega del exterior, hasta que nuestros progenitores empiezan a obligarnos a creer que estamos separados, que el mundo es cruel, que nos tenemos que defender y tener mucho cuidado (nos educan con Miedo y no con Amor). Eso hace que nuestros pensamientos, emociones y sentimientos inocentes (nuestra Alma inocente) sobre nosotros y el mundo como "Uno" y el "Todo" se desvanezcan, se repriman, se olviden. Lo logramos creando "muros" en nuestro interior, que nos separan de lo que realmente somos. Creamos bloques de Energía negativa que nos separan de la Realidad, de nuestra "Chispa Divina", de nuestra Esencia.

Crecemos y creamos también "muros" alrededor nuestro que nos separan de los demás, entonces nos sentimos débiles, solos, desamparados, tenemos miedo, lo que hace que creemos nuevos y más "muros" energéticos en nuestro interior y exterior. Nos separamos más y más de nosotros mismos y de los demás, nos separamos más y más de la Realidad y tenemos más miedo...

Cuando vemos a alguien o algo que nos causa miedo sólo vemos nuestros "muros" interiores creados con miedo.

Realmente es absurdo vivir con miedo, como si nos quisiéramos defender de nosotros mismos, pues nosotros somos el Todo. Se supone que no tenemos necesidad de defendernos de nosotros mismos, cuando nos atrevamos a romper nuestros muros interiores y exteriores que nos separan de nuestra Esencia y de la Realidad y comencemos a vivir con Amor, entonces seremos sanados.
Gran Era del Amor